“No” no siempre significa “no”

No me gusta dar la vuelta negativa a las cosas cuando se trata de reproches, no pago con la misma moneda, no se enseña con la misma modalidad que las personas cuando no aprenden, se implementan estrategias de aprendizaje diferentes…
No me gusta dar en la medida que recibo, a veces doy más de lo que se puede medir, no puedo tratar de enseñar a alguien y tratar con lo mismo que me da, nada de eso cambia mi personalidad, e increíblemente a la persona tampoco la cambia, es inútil, ¿no? pero no puedo soportar las heridas cuando alguien más hunde su dedo en los cortes, no me gusta, no quiero, nadie quiere… No pregunto, ya se la respuesta. No hay que quedarse en el “no”.

¿Hay que pagar? Paga cuando te toque, cambia la moneda si es posible.

¿Hay que aprender? Se aprende del éxito, de los errores, de las experiencias propias, nadie aprende de experiencias ajenas, se cae y se levanta, se raspa y se limpian las rodillas, se llora y se secan las lágrimas…

¿Hay que dar? Se da en la medida de lo posible, suena difícil pero…¿Quién te dice que duele cuando no cura la herida y cambia el vendaje de noche cada día, nadie puede decir que da alegría cuando no siente el hormigueo y ardor en las mejillas… Nadie siente la cara cuando se desprende la mascara…

Del día a día…

De la noche…

Paga. Aprende. Da.

Vive.

Anuncios

Un comentario en ““No” no siempre significa “no”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s